receta de tortilla francesa
3 de 2 votos
Imprimir

Preparación de una tortilla francesa jugosa y bien hecha

Prepara esta receta de cocina fácil para obtener una tortilla francesa perfecta, en muy poco tiempo, con pocos ingredientes y poco presupuesto.
Tipo de receta huevos
Tipo de cocina Casera, Francesa
Keyword receta facil
Tiempo de preparación 5 minutos
Tiempo de cocción 3 minutos
Porciones 1
Calorías 150 kcal
Autor Lola

Ingredientes

  • 2 huevos
  • Sal al gusto
  • Pimienta molida al gusto
  • Leche líquida
  • Aceite vegetal

Preparación

  1. Comenzaremos por cascar los huevos en un recipiente, salpimentar al gusto, y batirlos muy bien, con un batidor manual o simplemente con un tenedor. Mientras los batimos, añadiremos un chorrito de leche a la preparación, y lo mezclaremos bien.
  2. Ahora calentaremos un chorro de aceite en una sartén antiadherente (a fuego medio). Mientras el aceite se calienta, tomaremos la sartén por el mango y nos aseguraremos de que se distribuya de manera uniforme sobre toda la base del utensilio. Así evitaremos el riesgo de que la tortilla se pegue. También es importante utilizar suficiente aceite para que la tortilla quede bien hidratada (sin abusar, porque no queremos hacer una mezcla de huevos y aceite). Podemos partir de una cucharada sopera de aceite como cantidad de base, lo que puede variar según el tamaño de la sartén.
  3. Con el aceite caliente y ya bien distribuido, bajaremos la intensidad del fuego a medio-bajo, y verteremos la mezcla de huevos. Dejaremos que se cocine por la parte inferior, lo cual será muy rápido. Bastará con mover ligeramente la sartén, tomándola por el mango, para sentir el cambio de consistencia.
  4. Entonces moveremos la sartén para que se deslice ligeramente y nos ayudaremos con una espátula de cocina para doblarla (otra opción es despegar ligeramente los bordes de un lado con la espátula, y luego doblar el otro lado, para darle la forma tan característica de la tortilla francesa).
  5. Cuando veamos que la tortilla toma un color dorado por fuera, estará lista para comerse. Normalmente, tardaremos un par de minutos, o máximo entre 4 y 5 si quieres obtener una tortilla muy bien cocida (aunque las más ricas son las que quedan jugosas por dentro, y necesitan menos tiempo de cocción).
  6. Eso es todo. Sirve inmediatamente.